¿Cuánto cuesta alquilar la batería del Renault ZOE?

Renault ofrece diferentes contratos de alquiler de batería en función del tipo de batería, del tipo de cliente y de la cantidad de kilómetros a realizar.

En un post anterior os contábamos las diferencias entre alquilar la batería del vehículo eléctrico frente a la compra de la misma. Renault ha decidido ofrecer ambas posibilidades con el objetivo de satisfacer al mayor número de clientes posible.

También hemos explicado cómo el hecho de optar por el alquiler de batería hace que el precio de adquisición de compra del Renault ZOE sea más bajo, ya que la batería es el componente más caro del vehículo. Esto hace la adquisición de un coche eléctrico más atractiva, ya que el desembolso inicial es 7.500 euros menor. Después, el propio ahorro conseguido gracias a los menores costes operativos del coche eléctrico permitirá, entre otras cosas, pagar el alquiler de la batería sin ningún problema.

Cuánto cuesta el alquiler de la batería del Renault ZOE

Renault ofrece diferentes contratos de alquiler de batería en función del tipo de batería, del tipo de cliente y de la cantidad de kilómetros a realizar. Están resumidos en la siguiente tabla:

tabla-alquiler-bateria-renault-zoe-ok

Como se puede comprobar, están contempladas todas las necesidades que puede tener un cliente. En el caso de la opción Z.E. FLEX, con la batería de 22 kWh, se parte de una opción de 7.500 kilómetros al año por 59 euros mensuales. En caso de superar esa cantidad, se van sumando tramos de 2.500 kilómetros que a su vez añaden al alquiler mensual 10 euros más. De esta forma siempre tendrás el contrato que mejor se adapte a tus características.

En el caso de la opción Z.E. FLEX, con la batería de 40 kWh, se sigue el mismo sistema pero con un alquiler mensual que parte desde los 69 euros mensuales para 7.500 kilómetros anuales.

Por otro lado, está la opción Z.E. RELAX, que incluye kilómetros ilimitados para aquellos clientes que hagan un uso intensivo del coche por una cuota mensual de 119 euros. Sin embargo, es una opción que solo está disponible para clientes particulares.

Si al final resulta que has realizado menos kilómetros de los que esperabas, tu contrato se cambiará automáticamente al rango que mejor se adapte, de tal forma que siempre pagarás el que te corresponde.

renault-zoe-b10-nouvelle-batterie-z40-01

Pongamos un ejemplo para ver las cosas más claras:

Una persona que realiza un trayecto diario de 120 kilómetros para ir a trabajar, realizará unos 27.000 kilómetros anuales solo para ir al trabajo. Sumando las salidas de ocio y otro tipo de trayectos, fácilmente podría alcanzar los 30.000 kilómetros anuales. Por lo tanto, su contrato ideal sería el Z.E. RELAX, el cual permite realizar un número ilimitado de kilómetros anuales, con un coste mensual de 119 euros para el Renault ZOE 40.

En este caso, el coste de combustible podría irse hasta los 2.057 euros anuales para un coche que tenga un consumo de diésel de 6 l/100 km y a un precio de 1,143 euros el litro. En cambio, el coste de un año de alquiler de batería se quedaría en 1.428 euros a los que había que sumar unos 360 euros de electricidad gracias a la tarifa de discriminación horaria para hacer un total de 1.798.

Como se puede comprobar, el coche eléctrico es totalmente competitivo, y eso sin tener en cuenta otros gastos de mantenimiento donde el coche eléctrico gana por goleada al de combustión gracias a una menor presencia de piezas de desgaste. Tampoco senos  puede olvidar otra serie de beneficios disponibles en algunas ciudades como circular en episodios de alta contaminación o aparcamiento gratuito en la zona centro.

Qué incluye en el precio la batería

Optar por el sistema de alquiler de batería no solo permite reducir el precio de adquisición, sino que también incluye otra serie de beneficios. Junto con el sistema de alquiler de batería Renault ofrece una garantía ilimitada para la misma. De esta forma, si la capacidad de la batería disminuye por debajo del 75% o hay algún otro problema con ella, se cambia de forma totalmente gratuita. Teniendo en cuenta que la batería es uno de los componentes más caros y delicados del coche, el sistema de alquiler permite dejar de lado la preocupación por cuidar al máximo este componente. Además, el contrato de alquiler también incluye asistencia gratuita en carretera en caso de avería, incluso si se detiene el coche por descarga total de la batería.

Por último, recordar que existe la opción de comprar la batería en propiedad cuyos detalles puedes consultar en el siguiente artículo.

Comentarios