Descubre la reserva natural del río Jarama en coche eléctrico

El río Jarama es una reserva natural fluvial que atraviesa la Comunidad de Madrid. Descubre playas, lagunas y hayedos en tu coche eléctrico.

El río Jarama es uno de los afluentes del río Tajo recientemente protegido con la figura de reserva natural fluvial. Atraviesa la Provincia de Madrid de norte a sur, haciendo límite con la de Guadalajara en algunos de sus tramos. Un paisaje maravilloso que muchos no conocen, presentándose, así, como una ruta natural tranquila, sin aglomeraciones y con infinidad de puntos destacables. En esta ocasión queremos mostrarte tres propuestas diferentes. Tres escapadas que puedes hacer de forma individual o bien combinándolas entre sí. Opciones que pasan por el nacimiento del río, playas naturales en su cauce o los desconocidos humedales del Jarama ¿Lo mejor de todo? Que están muy próximas a Madrid y que se perfilan como una opción de lo más interesante para visitar con tu coche eléctrico, respetando el medio ambiente y los sonidos de la naturaleza.

Nacimiento del río Jarama: visitando Hayedo de Montejo

La longitud total del río Jarama es de unos 194 kilómetros, que se dice pronto. No obstante, en esta primera localización nos desplazaremos al inicio. A pocos kilómetros de su nacimiento, encontramos un rincón natural de esos que podrían encarnar el paisaje de un bosque encantado, el conocido como Hayedo de Montejo.

Hay que destacar que las formaciones de hayedos en este país se remontan a la última glaciación. No obstante, desaparecieron la gran mayoría al cambiar el clima. Este en concreto logró sobrevivir gracias a la existencia de suelos frescos y profundos, así como su exposición nordeste. Por tanto, este bosque de hayas, el único en la Comunidad de Madrid, es uno de los espacios naturales más peculiares de la región.

Ubicado en una pendiente ladera, al margen derecho del río Jarama, este espacio natural comprende los montes de El Chaparral y la Solana. Un recorrido plagado de especies vegetales como las hayas, robles y acebos, y un sinfín de animales que van desde el corzo al águila calzada, pasando por jabalíes, tejones, nutrias o incluso gatos monteses.

Hayedo de Montejo es un lugar muy especial. Un entorno natural de mucha fragilidad que ha sido protegido desde los años ochenta con una estricta regulación de visitas. Sí, para visitar Hayedo de Montejo es necesario ir pronto al Centro de Recursos para poder contratar una visita guiada por el parque o bien a través de su página web www.sierradelrincon.org, ahora bien, tanto esfuerzo merece completamente la pena.

Podrás escoger entre tres itinerarios diferentes, la Senda del Río es quizá la que más nos interesa si queremos adentrarnos en los paisajes del Jarama. Se trata de un recorrido de dificultad baja de una duración aproximada de unos 75 minutos.

También cuentas con la Senda de la Ladera, un poco más complicada y con una duración mayor de 90 minutos. Está próxima al río, teniendo que ascender para poder bajar posteriormente por una gran ladera. Finalmente, también puedes optar por la Senda del Mirador, tiene mayor dificultad y dura unos 90 minutos, pero como su propio nombre indica, las vistas desde esta opción son dignas de ser fotografiadas.

De Madrid a Hayedo de Montejo

Como siempre, recomendamos realizar esta ruta con la carga de tu Renault ZOE al 100%. Ya sea para cargarlo desde cero o un pequeño porcentaje que te permita estar al 100%, en Madrid y las poblaciones más cercanas, encontrarás un sinfín de estaciones y puntos de recarga rápidas que podrán servirte de ayuda. Por ejemplo, puede ser interesante el Punto de recarga IBIL (Gasolinera Repsol San Sebastián de los Reyes), pues además de contar con diferentes tomas y conectores, permitirte reservar desde su aplicación está disponible 24 horas. Después de cargar tu vehículo estarás ya al lado de la A1 ( Madrid-Burgos), que es la vía que nos conduce hasta este paraíso natural de Hayedo de Montejo, con unos 104 km en total por trayecto.

Una vez cargues tu vehículo, toma nuevamente la A1 hasta encontrar la salida 76. Tomarás la M-137 hasta llegar a Prádena del Rincón. Continuarás 2 Km hasta Montejo de la Sierra y atravesarás todo el pueblo por la calle Real llegando al número 64, lugar en el que se encuentra el Centro de Recursos e Información de la Reserva de la Biosfera. Es aquí donde debes solicitar el permiso de visita (si no lo has solicitado vía internet).

Con el pase en tus manos, dirígete por la carretera M-137 durante unos 2 km aproximadamente hasta el cruce con la carretera M-139. Continua dirección Cardoso durante 6 km más y llegarás finalmente a la puerta del parque.

Para realizar el viaje de vuelta, tan sólo deberás desandar lo andado, esta vez sin tener que parar en Montejo de la Sierra. Es interesante saber, además, que hay un punto de recarga en tu camino, sin la necesidad de desviarte ni lo más mínimo.  Se trata del Punto de Recarga Circuito del Jarama.

Disfrutando de una playa natural en el Jarama

Madrid no tiene playa, pero, afortunadamente, muy cerca se pueden encontrar lugares naturales para bañarse, ya sea en ríos o pantanos. El río Jarama no podía ser menos y también ofrece algunas bonitas pozas y playas fluviales. Un buen ejemplo es el Pozo de la Roca, un lugar mágico al que podremos llegar fácilmente, con nuestro Renault ZOE, desde Puebla de Valles ( a unos 100 km desde el centro de Madrid).

Se trata de un lugar encantador, una playa natural de río rodeada de fresnos y de alisos. El relajante sonido del río junto con la imagen de las truchas saltando fuera del agua hacen que se convierta en un enclave perfecto para aquellos que quieran alejarse de la ruidosa ciudad.

Para llegar, debes partir de Puebla Valles, donde podrás aparcar tu Renault ZOE sin problemas. Toma la calle Soledad, la misma que pasa por la ermita del siglo XVI, y avanza en paralelo al arroyo del Lugar. Observarás dos cárcavas rojizas a la derecha del camino y poco a poco verás como la pista baja al cauce del arroyo, arropándote entre olivos y giramos.

Si sigues la senda, en poco tiempo te encontrarás en paralelo al Jarama, pudiendo disfrutar de rincones muy variados en este paseo. Otras playas, juncales o cañizales, entre otros. Poco a poco la pista se irá alejando del río para llegar a un cruce con el camino de la dehesa. La senda terminará en el cañón del Jarama, detente para disfrutar las vistas y fíjate en la parte izquierda, en la que encontrarás una vereda, baja la cuesta y cruza la chopera, a unos cien metros encontrarás la hermosa Poza de la Roca.

De Madrid a Puebla de Valles

Recuerda salir siempre con tu Renault ZOE al 100%. Encuentra el punto de recarga más cercano a tu lugar de partida en Madrid en www.electromaps.com.

La forma más rápida de llegar a Puebla de Valles es a través de la A2. Sal de Madrid tomando la Calle Alcalá y la Calle O´donell hacia la M-23. Después, toma la salida CM-10 hacia la CM-1008/Alovera/Marchamalo en Castilla La Mancha desde la E-90/A2. Finalmente, sigue por la CM-1008, CM-101 y CM 1004 hasta que encuentres la salida hacia el municipio de Puebla de Valles.

A la vuelta, no tendrás que buscar mucho para encontrar un punto de recarga rápido y cercano. En Guadalajara está el Punto de Recarga Renault Autocarpe Cabanillas. Si sigues por la A2, también puedes parar en el Punto de Recarga Estación IBIL Gasolinera Repsol Alovera, que, además, está abierto las 24 horas.  Tras cargar el vehículo tan sólo tendrás que incorporarte nuevamente a la A2 dirección Madrid.

Descubre los desconocidos humedales del Jarama

Esta opción es la más cercana a Madrid con unos 27 km por trayecto, por lo que puede ser una escapada estupenda si contamos con niños pequeños, ya que no se cansarán con largos recorridos en el coche. Hay que añadir, además, que se trata de una zona poco conocida, por lo que el turismo no es excesivo, dando como resultado un paseo agradable.

Velilla de San Antonio es una pequeña población madrileña que esconde un paisaje natural poco común y relativamente nuevo. La explotación cercana en busca de extracciones de grava y arenas a cielo abierto, hicieron que en unos 40 años se formaran estos humedales, como resultado de las filtraciones de agua que el río ha producido por las excavaciones.

Tres son las lagunas más importantes de la zona, aunque hay muchas más de menor tamaño que se encontrarás en tu recorrido. La Laguna de El Raso, está pegada al pueblo, por lo que es la más fácil en cuanto a acceso se refiere. Cuenta incluso con un paseo en uno de sus márgenes. Luego está la Laguna del Picón y finalmente la del Pico de los Conejos, la mayor de todas, con unas sesenta hectáreas de extensión.

Puedes pasear perfectamente entre ellas, descubriendo tarayes, cañas, carrizos, chopos, pinos y un sinfín de arbustos y hierbas que bordean el camino. Sin duda un paseo de lo más agradable que además puede regalarte, en el mejor de los casos, el avistamiento de patos o el encuentro fortuito con conejos o comadrejas.

Al estar tan próximas al cauce del río, en uno de sus tramos más caudalosos, también es interesante pasearse por el margen del mismo para poder apreciarlo.

De Madrid a Velilla de San Antonio

Para llegar hasta Velilla de San Antonio, tan sólo tendrás que recorrer unos 27 kilómetros por la A3 dirección Valencia. Toma la M50 y la R3 hacia M208. Coge posteriormente la salida 12 desde la R3 y en pocos minutos estarás en este municipio. A la vuelta, tan sólo tendrás que recorrer tu camino a la inversa y siendo tan pocos los kilómetros no hará falta una nueva recarga.

Ahorro con Renault ZOE

El coste aproximado en puntos de recarga es de 1,5 euros por cada 100 km, así pues, teniendo en cuenta que la primera ruta es de unos 215 km, el gasto en tu Renault ZOE será de 3,22 euros ida y vuelta. Teniendo en cuenta que el coste de este trayecto con combustible sería de unos 20, ahorramos más de 16 euros para poder comer o almorzar en este día de excursión.

La segunda ruta, de 203 km de distancia, tendrá un coste de 3 euros. En este caso, el trayecto con combustible costaría unos 18 euros, por lo que ahorramos aproximadamente unos 15 euros que pueden ser invertidos en comprar lo necesario para hacer un picnic en la playa del Jarama.

La última escapada tiene un total de 50 km aproximadamente. Ir y volver a los humedales del Jarama nos costará menos de 1 euro, concretamente 0,75 euros. En este caso, un viaje con combustible convencional de ida y vuelta nos costaría unos 6 euros, por lo que se ahorra más de 5 euros con un Renault ZOE.

Imágenes| iStock DonaldBowers, iStock jslsvg, luisangelzas

Comentarios