El coche autónomo y eléctrico: más sostenible - Corriente Eléctrica

Así es cómo la conducción autónoma hará más sostenible al coche eléctrico

Conducción autónoma y movilidad eléctrica serán un tándem perfecto para minimizar emisiones

La movilidad autónoma nos espera en el futuro. La automatización avanza lentamente, pero el cambio llegará cuando un coche pueda llevarnos de un lugar a otro de la smart city sin intervención humana. El llamado nivel 5 de movilidad. En ese escenario, la movilidad eléctrica se verá favorecida con vehículos autoconducidos repartidos por la ciudad. ¿Qué relación guardan estas movilidades?

Los coches autónomos conducirán de forma más calmada, lo que ahorra energía y se alinea con los valores de la electrificación. El adaptar su velocidad evitará atascos, lo que ya supone un aumento de la eficiencia del sistema de transporte y movilidad; pero el mantener una velocidad estable también ayuda a reducir emisiones. Además, su uso masivo repercutirá en la estabilización de la curva de potencia, pero solo si la movilidad autónoma usa vehículos eléctricos. Veamos punto por punto.

La movilidad autónoma podría ahorrar aún más CO2 que la eléctrica

La movilidad eléctrica es el futuro de la conducción en automóviles y otros vehículos como autobuses. El no emitir una sola partícula de CO2, PM o NOx, entre otros, lo hacen perfecto para las ciudades. Pero, ¿qué ocurriría si el 100% de los vehículos actuales fuesen cambiados por eléctricos?

Sin cambiar el mix energético, hoy dependiente del petróleo o las centrales nucleares, las emisiones relacionadas con la generación de energía se reducirían un 67% de golpe. Esto ocurriría por la elevada eficiencia de los motores eléctricos.

Si ahora cogemos toda esa movilidad eléctrica y la hacemos autónoma de nivel 5, las emisiones caerán en picado de nuevo, quedándonos en una fracción de las actuales. Esto se debe a que, aunque conducir es una actividad humana, las máquinas son mucho mejores que nosotros en lo que respecta a una conducción más eficiente.

2018 - EZ-GO conducción autonoma

Los conductores aceleramos y frenamos a destiempo, y no prevemos bien los cambios de comportamiento de la vía. Tampoco somos capaces de llevar todos la misma velocidad, generando atascos en el proceso. Eso no ocurrirá con modelos como el EZ-GO, cuyo concept podemos ver arriba. Pero hay más puntos a tener en cuenta para la sinergia positiva entre movilidad autónoma y eléctrica.

Adecuar perfectamente la velocidad reduce emisiones

A lo anterior hay que sumar que las personas circulamos a alta velocidad para llegar antes. Por contra, un coche robótico sabrá acelerar exactamente hasta la velocidad máxima óptima que conjugue dos factores clave:

  1. ahorrar batería minimizando el tiempo de trayecto;
  2. y evitar quedarse atascado o formar un atasco que moleste a otros conductores.

El simple hecho de mantener la velocidad ya supone un enorme impacto en el ahorro de energía y, por tanto, de reducir las emisiones en la generación de la misma. También el reducir ligeramente la velocidad. Pasar de 112 km/h a 129 km/h (el estudio se hizo en millas) supone una reducción de la autonomía por litro de diésel del 15,4%.

En este sentido, el kWh se ve afectado por el rozamiento del aire al igual que los litros del combustible: conducir más rápido cuesta más energía. En un trayecto largo, de 200 km, aumentar esa velocidad nos supondría un “ahorro” de 15 minutos y un gasto desproporcionado para el conductor.

Por suerte, los vehículos autónomos sabrán conducir de forma más suave (arriba el concept EZ-PRO), y sacarán buenas notas en eficiencia energética o anticipación. Si toda la flota cambia de forma instantánea, le desaparece el volante, y se convierte en coche autónomo, el consumo de kWh caerá por buena conducción.

Además, otorgará al pasajero tiempo de ocio que antes no tenía. O un sueño extra antes de llegar a la oficina. Actualmente conducimos rápido (a veces demasiado rápido) porque el tiempo apremia y la conducción en sí no aporta valor. Sin embargo, cuando el tiempo en el coche sea tiempo de ocio (lectura, ver una película, dormir) reducir la velocidad será posible, y el consumo de energía se verá también reducido.

Menos vehículos, ¿menos impacto?

Se estima que el número de vehículos circulando por la ciudad se reducirá rápidamente una vez el nivel 5 de la movilidad autónoma sea una realidad. A día de hoy, estamos cerca de ese nivel pero aún quedan años de pruebas para hacerlos efectivos. Pensemos en el escenario que habíamos planteado arriba. Todos los coches se han vuelto 100% eléctricos y, de golpe, todos se han vuelto 100% autónomos. Estamos en 2050.

En este escenario ocurrirán varios hechos interesantes, pero resaltamos la optimización de energía más allá de la conducción: la flota de vehículos eléctricos sabrá cuándo cargar para minimizar el impacto global de la recarga. Hoy día da igual la hora a la que echemos gasolina al coche, más allá de pillar un atasco en la gasolinera.

vehiculo electrico movilidad autonoma

Sin embargo, quien tiene un vehículo eléctrico conoce bien las horas a las que ha de recargar su coche para que la recarga le salga más asequible. Estas horas coinciden con bajadas en la demanda nacional de energía, y ayudan a normalizar la generación de la misma y la curva de potencia. Ahora pensemos en cómo cambiaría el consumo de ser todos los coches eléctricos y autónomos.

La flota de millones de vehículos se coordinará para buscar los mejores huecos horarios en los que recargar sus baterías. Esto supondrá una menor dependencia de las centrales que actualmente estabilizan la demanda, como son las nucleares, así como las que dan respuesta a grandes picos de potencia, como son las centrales térmicas.

En otras palabras, el uso masificado del vehículo autónomo, combinado con el eléctrico, ayudarán a reducir emisiones y a dejar de lado al vehículo térmico. Comparado, su combustible ya resulta prohibitivo.

Imágenes | iStock/nrqemi, iStock/DimaBerkut, iStock/nrqemi

Relacionados

¿Cuándo es rentable comprarse un coche eléctrico? Hacemos los cálculos
¿Cuándo es rentable comprarse un coche eléctrico? Hacemos los cálculos
“Conducir un coche eléctrico ha superado todas mis expectativas”. Isabel del Barrio nos cuenta su experiencia con Renault ZOE
“Conducir un coche eléctrico ha superado todas mis expectativas”. Isabel del Barrio nos cuenta su experiencia con Renault ZOE
El coche del futuro será eléctrico y autónomo. Tenemos la prueba
El coche del futuro será eléctrico y autónomo. Tenemos la prueba
El primer taxi autónomo es un Renault ZOE
El primer taxi autónomo es un Renault ZOE

Comentarios