La Ley de Autoconsumo y el coche eléctrico

Autoconsumir electricidad va a ser más fácil: ¿qué significa para el coche eléctrico?

El desarrollo del autoconsumo permite que los usuarios de coches eléctricos tengan la posibilidad de producir su propia energía

Estamos de enhorabuena. Desde el pasado 5 de octubre, autoconsumir electricidad en España es más fácil. El gobierno a publicado un real decreto a través del cual realizar una instalación de autoconsumo es ahora más sencillo. La nueva regulación se basa en tres principios: se simplifican los trámites burocráticos y técnicos requeridos, se reconoce el derecho al autoconsumo compartido y se reconoce el derecho a autoconsumir energía eléctrica sin peajes ni cargos.

A día de hoy, en España la potencia registrada en instalaciones de autoconsumo con energías renovables asciende unos 170 megavatios. Actualmente sólo hay poco más de un millar de autoconsumidores registrados, aunque es cierto que se estima que hay una importante cantidad de instalaciones que no están inscritas en ningún registro. Sin ir más lejos, en Alemania hay más de un millón de este tipo de instalaciones.

Por suerte, la nueva legislación va a permitir que el autoconsumo crezca. Una buena noticia para la transición energética en española, que podrá seguir aumentando su porcentaje de renovables a la vez que continua el crecimiento de las ventas de vehículos eléctricos.

Autoconsumo coche eléctrico

Por qué autoconsumir electricidad es ahora más fácil…

El nuevo real decreto elimina muchas de las barreras que estaban frenando el desarrollo del autoconsumo en España, de tal forma que se espera que el sector se pueda reactivar en los próximos meses. Las principales medidas tomadas son las siguientes:

  1. Se eliminan los peajes a la energía autoconsumida, más conocidos como impuesto al sol. Antes de la publicación del nuevo real decreto, los autoconsumidores con una potencia superior a 10 kilovatios debían pagar un cargo por la energía generada y consumida en la propia instalación. Ahora ese cargo se elimina, lo que permitirá reducir los tiempos de amortización de este tipo de instalaciones y hacer las inversiones más atractivas.
  2. Se simplifican los trámites burocráticos y técnicos para instalar paneles solares. Anteriormente, legalizar una instalación de autoconsumo podía alargarse en el tiempo e incluso suponer un coste importante para el autoconsumidor, aunque se tratase de instalaciones de pequeño tamaño con pocos paneles solares. Ahora, las instalaciones con una potencia inferior a 100 kilovatios —todas las domésticas e industriales de pequeño tamaño— no tendrán necesidad de inscribirse en el registro de autoconsumidores.
  3. Se elimina la obligación solicitar autorización a nuestra compañía eléctrica. El anterior decreto contemplaba la obligación de solicitar una nueva conexión o modificar la existente a la empresa distribuidora de la zona o aun cuando no fueran a verter energía a la red en ningún instante. Ahora este requisito desaparece.
  4. Se elimina la obligación de instalar un segundo contador para medir la energía producida. Una de las maneras de poder controlar la generación de las instalaciones de autoconsumo y poder cobrar el impuesto al sol era contar con un contador adicional en la instalaciones que midiese la energía generada por la instalación. Ese requisito encarecía y complicaba la instalación, y ahora desaparece.
  5. Se reconoce el derecho al autoconsumo compartido. Cuando se reguló el autoconsumo en el año 2015 se prohibió expresamente el autoconsumo compartido, es decir, que la misma instalación de generación pudiera ser compartida por los varios vecinos de un mismo edificio. Si bien el Tribunal Constitucional anuló esa prohibición en 2017, el nuevo real decreto permite que este tipo de autoconsumo sea posible. Se trata de una gran noticia, ya que en un país donde el 66,5% de las personas vive en bloques de viviendas el autoconsumo compartido tiene mucho potencial.
  6. Se permite instalar más potencia fotovoltaica de la que se tiene contratada. Anteriormente solo se podía tener una instalación de autoconsumo de una potencia inferior a la potencia eléctrica contratada. Si tenías 5 kilovatios contratados en casa, solo podías tener una instalación de la misma potencia. Esto no tenía mucho sentido, ya que las instalaciones solares solo trabajan a su potencia nominal es ciertos momentos del año. Ahora, ese requisito desaparece.
  7. Se eliminan los peajes a la instalación de baterías. Anteriormente, tener baterías en las que almacenar los excedentes de tu instalación de autoconsumo también tenía un coste en forma de impuesto anual. Ahora, por suerte, ese impuesto desaparece.
  8. Se reconoce el derecho a ser compensado por la energía que se vierta a la red. Se contempla la implantación de un mecanismo de balance neto sencillo, aunque queda pendiente la regulación del mismo. Esto se traduce en que en un futuro cercano se abre la puerta a que podamos ser compensados por la energía que se genera en nuestra instalación y se vierte a la red eléctrica, realizando un balance entre la energía generada y la consumida.

 

autoconsumo

… y por qué es una buena noticia para el coche eléctrico

Las energías renovables son las mejores compañeras del coche eléctrico. Con ellas, los beneficios de la movilidad eléctrica se magnifican. Las emisiones de CO2 y de otros gases contaminantes se reducen, también lo hace la dependencia del petróleo y además se apuesta por una energía local. Por eso el desarrollo del autoconsumo es una gran noticia, porque permite que los usuarios de coches eléctricos tengan la posibilidad de producir su propia energía.

La energía solar es la energía renovable que más está reduciendo sus costes y gracias a su polivalencia está llamada a ser una de las principales fuentes que alimentarán las baterías de los coches eléctricos en el futuro. Este cometido lo llevará a cabo con instalaciones a gran escala, pero también con otras del ámbito doméstico. Las viviendas del futuro equiparán paneles solares con los que cargar coches eléctricos. Además, a este potencial crecimiento de los sistemas de autoconsumo se suma el hecho de que antes de 2020 se van a instalar en España unos 8.000 nuevos megavatios renovables, principalmente de las tecnologías eólica y solar.

En definitiva, si queremos un futuro donde la movilidad eléctrica sea la norma, necesitamos que sea un futuro que esté alimentado por energías renovables en la medida de los posible. Y en esta transición energética los sistemas de autoconsumo tienen mucho que decir, dando la posibilidad al ciudadano de ser productores de su propia energía limpia y renovable.

Relacionados

Así serán las casas del futuro: eficientes, con autoconsumo y con coche eléctrico
Así serán las casas del futuro: eficientes, con autoconsumo y con coche eléctrico
¿Cuántos paneles solares hacen falta para recargar un coche eléctrico a diario?
¿Cuántos paneles solares hacen falta para recargar un coche eléctrico a diario?
¿De dónde procede la energía para recargar tu coche eléctrico? En el 2016, el 41,1% de renovables
¿De dónde procede la energía para recargar tu coche eléctrico? En el 2016, el 41,1% de renovables
¿Por qué la energía solar es el futuro de la recarga fuera de casa?
¿Por qué la energía solar es el futuro de la recarga fuera de casa?

Comentarios