Beneficios y ventajas de utilizar un coche eléctrico en nuestro día a día

Estas son las ventajas de utilizar un coche eléctrico en nuestro día a día

Te explicamos todas las ventajas del coche eléctrico y sus beneficios para los particulares y la sociedad.

El coche eléctrico ya es una realidad en el panorama de la movilidad mundial. Las ventas de coches eléctricos no paran de crecer en todo el mundo, permitiendo que la población esté normalizando la tecnología y deje de verla como algo inalcanzable o excesivamente novedoso. El origen de este crecimiento no es otro que las múltiples ventajas del coche eléctrico frente al de combustión. Unas ventajas que van desde la calidad de la conducción hasta el cuidado del medio ambiente, pasando por otras como el coste operativo o los beneficios disponibles para este tipo de vehículos en muchas ciudades.

Hemos hecho un repaso para explicar más a fondo las principales ventajas del coche eléctrico.

Calidad, comodidad y tranquilidad de conducción

La experiencia de conducir un coche eléctrico es muy diferente a la de conducir un coche de combustión. Lo más destacado en sin duda la ausencia de ruido, gracias a un motor eléctrico cuyo sonido es prácticamente imperceptible desde el habitáculo. A ello se suma un coche que no genera vibraciones y que no da tirones gracias a una entrega de potencia lineal. Estas características hacen que conducir un coche eléctrico sea una experiencia mucho más tranquila y relajada, y donde el silencio es protagonista.

Además, el par instantáneo proporcionado por el motor eléctrico permite una agilidad que, unido a la ausencia de emisiones de gases contaminantes, hace que el coche eléctrico sea la mejor opción para las ciudades.

Pero que te lo cuenten no es lo mismo que sentirlo en tus propias carnes. Por eso, para conocer de primera mano estos beneficios, lo mejor es que tú mismo pruebes un coche eléctrico.

Coste operativo

Aunque en un futuro los precios se vayan a igualar, no se puede negar que actualmente es más caro comprarse un coche eléctrico que uno de combustión. Sin embargo, la clave de la rentabilidad de un coche eléctrico no está en el momento de la compra, sino en el coste variable del paso de los años. A mayor cantidad de kilómetros recorridos, mayor es el ahorro diario, por lo que menos tiempo necesitarás para amortizar la compra de un coche eléctrico. Si quieres hacer tus propios cálculos para un coche como el Renault ZOE, puedes hacerlo en esta calculadora.

El ahorro obtenido proviene principalmente del ahorro en combustible, pero también de otros aspectos como el mantenimiento (donde el coche eléctrico apenas tiene piezas de desgaste), el ahorro en aparcamiento (cada vez son más ciudades las que permiten a los coches eléctricos aparcar gratuitamente en las zonas de estacionamiento regulado) y el ahorro en impuestos (los eléctricos no pagan el impuesto de matriculación por ser coches de cero emisiones. Además, muchos ayuntamientos tienen bonificaciones de hasta el 75% en el impuesto de circulación).

Con la tarifa adecuada, cargar un coche eléctrico en casa puede contar poco más de un euro por cada 100 kilómetros. Una cifra imposible de conseguir por un coche de combustión y que te permitirá ir rentabilizando tu inversión con el paso del tiempo. Además, cada vez es más fácil cargar fuera de casa de forma gratuita gracias al crecimiento de la infraestructura de recarga en lugares públicos y otros sitios como supermercados, restaurantes y centros comerciales.

Cuando hablamos de coste operativo, el coche de combustión no puede competir con el eléctrico.

Ventajas del coche eléctrico

Aparcamiento gratuito en zonas reguladas

Bajar al centro de la ciudad en coche es un quebradero de cabeza para miles de españoles. Este fenómeno se da en grandes ciudades, pero también en las de tamaño medio. Quien baja al centro de la ciudad en coche siempre tiene presente el riesgo de sufrir un atasco, que se suma a las dificultades para aparcar y al coste de hacerlo en zonas reguladas.

Sin embargo, ir al centro de la ciudad en coche eléctrico es muy diferente. Sí, es cierto que ir en coche al centro no es una buena idea en términos generales -sea eléctrico o no-, pero de hacerlo en un coche de combustión a hacerlo en un coche eléctrico las diferencias son importantes.

Por un lado está la comodidad de conducción que hemos mencionado antes, ya que moverse en coche eléctrico con tráfico denso es más cómodo y ágil. A ello habría que sumarle la posibilidad de aparcar gratis en las zonas de estacionamiento reguladas. Una opción que se está extendiendo a cada vez más ciudades y que para según qué tipo de conductores puede suponer grandes ahorros.

Sin restricciones durante los protocolos anticontaminación

Cada vez es más frecuente encontrar ciudades donde se dan episodios de alta contaminación. Se trata de un tema que no solo está de actualidad, sino que también puede notarse en las calles de algunas ciudades españolas. Sobre todo, aquellos que vivan en grandes urbes como Madrid o Barcelona se habrán dado cuenta de que es cada vez más frecuente la activación de los protocolos de medidas anticontaminación en los que los vehículos que más contaminan tiene limitaciones en su velocidad máxima o directamente no pueden circular..

Para luchar contra la contaminación las ciudades están preparando diferentes planes que abordan el problema de raíz. Uno de los ejemplos más significativos es el Plan A de Calidad del Aire presentado por el Ayuntamiento de Madrid, que tiene como objetivo crear un Área Central Cero Emisiones donde el tráfico quedará totalmente restringido, y sólo podrán acceder a su interior los residentes y propietarios de plazas de aparcamiento, el transporte público, las motos (en horario diurno), los vehículos cero emisiones, los de discapacitados y los vehículos industriales, comerciales y de reparto de mercancías.

Por cada coche eléctrico que reemplaza un coche de combustión en nuestras ciudades estamos contribuyendo a un aire más limpio de partículas sólidas y óxidos de nitrógeno que afectan a la salud de las personas y principalmente a la de los grupos más vulnerables como niños y ancianos.

Ventajas de usar un coche eléctrico

Cuidado del medio ambiente

Otra de las ventajas del coche eléctrico directamente relacionada con los episodios de alta contaminación está en el cuidado del medio ambiente. Es cierto que hay quien no valora moverse en un coche cero emisiones, pero cada vez más parte de la población se plantea tener un coche más ecológico.

El planeta se enfrenta a grandes problemas de contaminación y a un cambio climático. Por eso, la sociedad debería estar cada vez más concienciada con la necesidad de cuidar el medio ambiente, reduciendo el uso de combustibles fósiles y aumentando la generación con energías renovables. El coche eléctrico es una alternativa de movilidad capaz de ofrecer ambas cosas.

Apostar por la movilidad eléctrica también tiene una componente de conciencia social como puede tenerla el hecho de reciclar, usar la bici o el transporte público o tener una vivienda con medidas de eficiencia energética.

Sentirse un pionero

Por último, está el hecho de sentirse un pionero. Esto para algunos será una ventaja y para otros no. Pero la realidad es que la inmensa mayoría de propietarios de un coche eléctrico están orgullosos de serlo. Hablamos de una forma de movilidad que tiene un índice de satisfacción superior al 90%, algo que ha generado un sentimiento de comunidad entorno a ella.

No es difícil ver a un usuario habitual contando a otras personas cuales son las ventajas del coche eléctrico sin tener más interés que sus propias ganas de contar los beneficios de esta forma de movilidad.

Imágenes | Renault Media

En Corriente Eléctrica | Cómo influye el coche eléctrico en la economía del país: el ahorro en externalidades

Comentarios